La selección sub-17 se ha enfrentado a Macedonia del Norte en el minitorneo de clasificación para Campeonato de Europa. El partido, que se ha disputado en el Centenary de Stadium de Malta, no ha tenido color desde el principio. España tiene un pie dentro de la Ronda Élite, a la espera de lo que hagan Malta y Eslovaquia.

Principio arrollador de ‘la rojita’

La selección española salía con 8 cambios respecto a su victoria frente a Malta por 7-0, sin embargo, la sub-17 iba a apabullar desde el principio a los macedonios. En el minuto 4 se adelantaba España tras un centro lateral que remataba José Fernández y en el que el portero macedonio pudo hacer algo más. Tres minutos después llegaba el segundo, obra de Pol Durán tras un disparo raso y ajustado al palo.

Los de Hernán Pérez continuaban aglutinando balón y se seguían sucediendo las ocasiones frente a una Macedonia del Norte a la que no le duraba prácticamente nada la pelota. Tan solo una buena carrera del ‘9’ macedonio obligaba al guardameta Pablo Polo a salir para quedarse con el balón.

En el 18 definía a placer Sergio Vinatea tras una buena jugada por banda derecha para poner el tercero en el marcador. Después de la pausa de hidratación, la selección mediante centros laterales seguía rondando el área macedonia con Sangaré Traoré muy activo por la banda derecha. Tan solo algunas conducciones individuales y balones en largo hacían que Macedonia pudiera pasar del medio campo.

En el 31 Guille Fernández marcaba un golazo con un disparo desde fuera del área que tocaba el larguero, pero finalmente caía dentro de la línea. El tramo final de la primera parte siguió con la tónica de dominio total de la sub-17. Un corner en los minutos finales a favor de los macedonios provocó una impresionante jugada de José Fernández, que no convirtió en gol por muy poco.

Misma idea pero menos goles

La segunda parte comenzó como un calco de la primera, no en cuanto a goles, pero sí en cuanto a juego. España dominaba el balón y las ocasiones, mientras que los macedonios intentaban salir de su campo mediante conducciones y acciones aisladas, sobre todo de su delantero centro. Un error del ‘5’ macedonio provocó precisamente el quinto de España en el minuto 57.

Durante varios minutos España intento crear más peligro por dentro, pero la defensa macedonia estuvo más contundente que en la primera parte y no dejó que ‘la rojita’ creara tantas ocasiones. España consciente del resultado y del poco peligro que ocasionaban sus rivales, levantó el pie del acelerador.

El transcurso de la segunda parte iba a continuar así hasta los minutos finales, donde Macedonia iba a crear su ocasión más peligrosa del partido, pero que el guardameta, Pablo Polo, desbarató con una gran doble parada. Primero sacando un remate raso y luego echando el rechace a corner.

Finalizaba el partido con goleada de las sub-17 por 5-0, resultado que deja a España con un pie dentro de la Ronda Élite a la espera del partido entre Malta y Eslovaquia. El próximo martes 31 de octubre, España cerrará su participación en este torneo clasificatorio contra Eslovaquia, en lo que seguramente será el duelo por la primera plaza del grupo.