Los equipos extremeños encuadrados en el grupo 5A de División de Honor (Extremadura, CD Badajoz y La Cruz Villanovense) afrontan la última jornada cada uno con diferentes objetivos.

Siguiendo el orden clasificatorio nos encontramos al CD Badajoz. Una segunda fase que ha rozado la perfección ha permitido al conjunto de German Rojas llegar a la última jornada dependiendo de si mismo. Empatado con el Rayo Vallecano con 23 puntos, el conjunto pacense tiene mejor golaveraje que los de Iván Amaya. Por tanto, en un hipoteco empate en el encuentro entre extremeños y vallecanos, el CD Badajoz estaría por encima de los madrileños.

A la suma por la salvación se suma el Unión Adarve. Sin embargo, el CD Badajoz mira por si mismo. Independientemente de lo que haga el conjunto de Borja Bardera en su encuentro ante el Rayo Majadahonda los pacenses tiene la siguiente mentalidad. Si el equipo de German Rojas empata o gana ante el Rayo Vallecano habrá logrado el objetivo de la salvación.

En séptima posición finalizará la primera fase el Extremadura. Independientemente del resultado de la última jornada ante el Real Madrid, los de Jesús Colchón no tienen posibilidad de alcanzar el ascenso. La última jornada del equipo extremeño será en uno de los campos más complicados de la categoría: Valdebebas. El equipo afronta la jornada 18 como un “sexto partido” de la primera fase con la ilusión de poder sumar puntos que se acumularán de cara a la segunda fase.

Respecto a La Cruz Villanovense, los de José González es de los tres equipos extremeños que más dificultades va a pasar para mantenerse en la DH5. La jornada 18 va a ser una autentica final en el Anexo Romero Cuerda. Los verdes recibirán al Aravaca, penúltimo clasificado con los mismos puntos. El ganador de este encuentro logrará tres puntos más que claves de cara a la segunda fase ya que logrará hundir a un rival directo por la permanencia.

Sean finalmente dos o tres, los equipos extremeños afrontan la segunda fase con cierta desventaja. El en subgrupo B, el corte de la salvación lo ha marcado el Leganés con 23 puntos. Sin embargo, Trival Valderas y Burgos se han quedado a un solo punto de la permanencia. La acumulación de puntos ha hecho que estos equipos y el Atlético de Pinto con 19 partan con cierta ventaja sobre Extremadura y La Cruz Villanovense. Estos, en el mejor de los casos, comenzarán la segunda fase con 19 y 16 puntos respectivamente.