El Getafe se ha reencontrado con su mejor versión en este mes de febrero. La llegada de Roberto Ortiz ha resultado vital para que el conjunto azulón se aleje de los puestos de descenso y encuentre un sistema de juego convincente, basado en un buen bloque defensivo que está dándole muy buenos resultados.

Y eso que la andadura del Roberto Ortiz no comenzó de la mejor manera, ya que el equipo salió derrotado ante el Leganés en casa por 0-1, pero ahí ya vimos, que contra un equipo potente, los azulones salían reforzados, gracias al trabajo en banda de sus carrileros y a un centro del campo que exhibió un trabajo físico ejemplar. De hecho, en ataque el equipo tuvo oportunidades muy serias de conseguir el empate, por lo que en ese encuentro, el equipo ya tuvo una mejora importante, y más viniendo de una racha con una sola victoria en 9 partidos.

Tres victorias importantísimas

A partir de aquí, el equipo mejoró y mucho, comenzando con una buena victoria ante el Trival por 1-3, un encuentro donde el equipo tenía mucho más que perder, que ganar. Pero el conjunto azulón se mostró muy serio y de hecho sentenció el encuentro en la primera mitad. Aquí se empezó a ver lo que Roberto Ortiz quiere de sus chicos, les da libertad en ataque pero orden en defensa.

El siguiente partido, ante el Fuenlabrada fue el culmen a lo que los azulones andaban buscando desde hace tiempo: contundencia, y es que a pesar de comenzar perdiendo, el equipo se repuso y no dio opción a un Fuenlabrada que es un rival directo. También ha sido importante el paso adelante de jugadores como Maroto, Llorente, Chichón, Galán o Manu Martínez, que se está dejando ver como el «killer» que el equipo necesita, y más en estos partidos en los que el máximo goleador, Víctor, ha estado ausente al ir convocado con el senior B.

Y la guinda al pastel de este mes de febrero de ensueño para los azulones, fue la tercera victoria consecutiva conseguida frente al Real Valladolid en Pucela por 0-1. El equipo supo sufrir, supo ser paciente y supo aprovechar las que tuvo, otra vez con Manu haciendo el gol del partido y sumando su 4º gol en 2 partidos consecutivos. Pero sobre todo, fue capaz de vencer a un equipo que en casa se está mostrando como uno de los mejores de la liga.

Imagen del partido Rayo Vallecano – Getafe.

¿Qué esperar del equipo?

No es fácil lo que le viene al equipo, ya que a estas alturas, todos los equipos se juegan mucho, como su próximo rival, la Gimnástica. Pero próximamente el equipo tendrá que afrontar partidos importantes como contra el Badajoz, Las Rozas, Rayo Vallecano o la visita al líder: el Atlético de Madrid. A partir de aquí veremos si el equipo de Roberto Ortiz es capaz de mantener el nivel, o sin embargo es todo un espejismo, algo que sería difícil de creer viendo el cambio táctico del equipo, las figuras emergentes o el paso adelante de jugadores que hasta ahora habían tenido un papel secundario.

Pero también será importante la cabeza, aspecto que el equipo está dominando, ya que en ningún momento se está dejando ir, y con un estratega como Ortiz, será difícil que el equipo vuelva a las andadas.