El Levante ha visitado esta jornada 26 el Municipal de Beniferri para disputar un importante partido contra el Inter San José. Los azules se encontraban en zonas de descenso, ocupando el puesto 14 de los 16 equipos que conforman el grupo 7. El Levante, en cambio, se encontraba el cuarto en la clasificación, aunque con apenas dos puntos de diferencia del Elche, que se encontraba por debajo.

El encuentro era importantísimo para ambos equipos, ya que los dos intentaban coger distancia con los equipos que se encontraban bajo de ellos. Todo apostaba a que el conjunto granota sería quien se haría con la victoria, ya que contaban con una buena racha de partidos, a diferencia de su rival. Y así fue. Los jugadores del Levante hicieron frente a un equipo que, en casa, siempre se muestra fuerte y enérgico. El Levante consigue traspasar la barrera de los 50 puntos, mientras que el San José se mantiene con los 22 que tenía hasta ahora y en descenso.

El Levante se impone al San José

El partido dió comienzo dejando clara la superioridad de los visitantes, que entraron al terreno de juego dejándose la piel. En el primer minuto, el defensa azul Bonillo casi efectúa el primer gol del encuentro, rematando un balón que terminó por dar en el travesaño. Esta fue una de las pocas ocasiones que tuvieron los locales. Los granotas supieron imponerse a medida que pasaban los minutos, ya que no demostraron miedo a esa ocasión local temprana. Tampoco provocaban ocasiones, pero sí conseguían llegar numerosas veces al área rival, hecho que agotaba al San José.

En el minuto 18, el delantero granota Carlos Espi aprovechó un rechace para empujar el balón desde dentro del área pequeña. Este fue el primer gol del partido, y acto seguido apareció el segundo para el equipo visitante. En el 20, el defensa Calatrava chutó un balón que quedó muerto en el área hacia dentro de la portería y no desaprovechó la ocasión.

El descanso se hizo necesario para ambos equipos, que no dejaron de correr de portería a portería, aunque sin generar mucho peligro.

 

Sin emoción en Beniferri

El objetivo del Levante era mantener la ventaja que habían tomado la primera parte del encuentro, y lo cumplieron. El Inter San José se lanzó al campo con mucha más energía y siendo en todo momento apoyado por su afición. Ningún equipo ocasionaba peligro, aunque sí se vieron numerosos saques de esquina y faltas al borde del área. El equipo visitante disminuyó su energía y, aún así, no se sintieron amenazados en ningún momento. El encuentro concluyó con los dos goles para los granotas y con alguna que otra amonestación para ambos equipos.

 

El San José necesitaba más esos 3 puntos que el Levante, aunque a ninguno le venía mal. La corta distancia de los dos conjuntos con sus predecesores les obligaban a ganar este encuentro para tomar ventaja con ellos. El Levante agradece sumar esta jornada, ya que el Elche ha empatado, y consigue alejarse de él.

La próxima jornada, el Inter San José tendrá que verse las caras con el Hércules en la Ciudad Deportiva de Alicante. El Levante recibirá en Buñol al Villarreal, tercero en la clasificación, que le va pisando los talones al Atlético Madrileño.