Real Oviedo y Celta de Vigo están ante una de las últimas llamadas para seguir en la lucha por el campeonato del grupo 1 de la División de Honor. Ambos equipos se enfrentan en la jornada 26 y una derrota podría dejarles totalmente fuera de la carrera por ganar la liga.

El Real Oviedo ante un calendario complicado

El equipo asturiano llega a este partido con cuatro victorias en los últimos cinco partidos. El Real Oviedo entre estos partidos de liga ha tenido también la Copa del Rey juvenil. Los de Paco Fernández cayeron en semifinales de la Copa del Rey ante el Espanyol en la final four jugada en el Carlos Tartiere. En liga, el equipo ha mantenido el pulso al resto de competidores a pesar de tener la carga de más partidos por la Copa del Rey. El equipo llega a este partido tras vencer 1-2 en Santa Isabel al SD Compostela.

El equipo llega enchufado y totalmente centrado en el campeonato de liga. Los de Paco Fernández son un equipo muy completo en todas las líneas y encara el final de temporada con un calendario complicado que empieza en este fin de semana ante los vigueses.

El Celta quiere darle la vuelta a la situación

El equipo vigués empezó la temporada de una manera extraordinaria siendo líder durante muchas jornadas, pero una racha de malos resultados a mitad de temporada provocó un bajón en la clasificación. Actualmente le ha dado la vuelta a la situación sumando victorias y empates, contando que ha aprovechado las pérdidas de puntos de Real Oviedo, Deportivo de la Coruña y Racing de Santander. Es el segundo equipo, tras el Racing, con menos derrotas del campeonato. Tras el empate en el duelo ante el eterno rival, el Deportivo de la Coruña, el equipo inició una racha de victorias y empates. Esta racha sin derrotas le ha aupado a la segunda posición de la tabla, estando igualado a puntos tanto con Deportivo de la Coruña como con el rival de esta jornada.

El equipo llega a este partido tras vencer por 6-1 al CD Choco en Madroa. El equipo llega en un buen estado de forma, al igual que su rival, con todos los jugadores enchufados en la parte crucial de la temporada. El conjunto dirigido por Alberto Suárez encara este final de la temporada con la intención de remontar y repetir el título de la temporada pasada.

Duelo en las dos áreas

Ambos equipos llegan empatados a 54 puntos y son dos de los mejores equipos en ambas áreas. En el término defensivo, están entre los equipos menos goleados del grupo 1. Cuentan con jugadores en defensa de muy alto nivel como Mohamed Dahmouni o Noel González en el Celta. Mientras que en el Oviedo jugadores como los hermanos Lopes, Adrián y Marcos. Estos jugadores, entre otros, están realizando una gran campaña para sus equipos.

En el apartado ofensivo, ambos equipos cuentan con ataques muy fuertes. Jugadores como Ángel Arcos (Celta de Vigo) y Pelayo García (Real Oviedo), entre otros, escoltan con brillantez a los dos goleadores del grupo. Miguel Conde y Jaime Coballes son los dos máximos goleadores, con el permiso de Vicente Carreño, del grupo 1. El del Celta está con 16 goles, mientras que el jugador del equipo asturiano lleva 13. El olfato goleador de estos dos jugadores será uno de los principales factores para no descolgarse en la lucha por la liga.