Cuando un futbolista llega a la edad de juvenil, se le presupone un margen de adaptación. Un tiempo casi necesario de protección como para que un chico empiece a acostumbrarse a jugar con aquellos que pueden tener hasta dos años más que él. A Omar Janneh (2006) no le ha hecho falta tiempo de adaptación ninguno sino que es el Grupo 7 de División de Honor quien parece estar precisando de un periodo para aclimatarse al delantero. Cinco goles en cinco encuentros con el Atlético Madrileño avalan el gran inicio que le ha servido para recibir la llamada de Julen Guerrero. En su primer mes como juvenil, Omar Janneh ha pasado a ser convocado por la selección sub-17.

Una trayectoria por varias canteras de España

De origen gambiano, las primeras patadas a un balón que quedaron reflejadas en un acta española fueron en el Atlètic Segre. El club leridano fue el origen de un futbolista que como alevín anotó 45 goles en 26 partidos de competición. El fútbol catalán se hizo eco y el Espanyol fue el siguiente salto para la carrera de Omar. El delantero pasó tres años en Barcelona hasta cumplir edad de cadete. Fue entonces cuando el Granada CF llamaba a su puerta. Tras una temporada con el cadete granadino en División de Honor, el delantero logró anotar 18 goles llevándole a participar con la selección andaluza. Y como si fuera costumbre hacer las maletas a medida que quemaba etapas en las categorías inferiores españolas, Omar Janneh volvía a hacer lo propio este verano.

Esta vez era el Atlético de Madrid quien mostraba interés por hacerse con el ariete. El Granada no pudo retener a su jugador y este pasó a ser rojiblanco quedando destinado a las filas del Atlético Madrileño. Allí, el delantero parece haber explotado definitivamente. Marcó dos goles en su debut en la categoría ante el Inter San José, no lo hizo ante el Villareal y, desde entonces, no ha vuelto a parar de hacerlo. Castellón, UD Alzira y Hércules CF han sido las tres jornadas posteriores en las que Omar Janneh ha anotado consecutivamente en todas ellas. Su racha goleadora es lo que le ha llevado a ser llamado en la sub-17, donde repite convocatoria tras los entrenamientos de la selección disputados en septiembre.

Omar Janneh, convocado por la selección sub-17
Omar Janneh en los entrenamientos de la sub-17 durante el pasado mes de septiembre.

Así juega Omar Janneh

Omar responde al arquetipo de futbolista de origen africano que hace de los espacios el mejor aliado para desplegar su fútbol. Pese a sus 16 años, el delantero del Atlético Madrileño cuenta con un físico que, por explosividad y envergadura, puede competir ante cualquier defensor de la categoría. Es un futbolista efectivo en el juego directo tanto en duelos aéreos como en contraataques.

Janneh no es determinante bajando su posición para recibir. No es un delantero que necesite participar en la elaboración de la jugada para sentirse útil. Él se aleja del balón buscando el mayor hueco posible y allí su equipo es consciente que buscándole en una ruptura al espacio el delantero puede sacar partido de su potente zancada para llegar a metros finales de campo. Esta menor participación en las jugadas no es un eufemismo para no calificar a un jugador físico de uno torpe; puesto que su manejo de ambas piernas le hace ser muy resolutivo también en espacios reducidos.

Omar Janneh es un delantero muy diferente a lo que acostumbra a tener España en esa posición. Iker Bravo o Alberto Barberá han sido dos futbolistas que recientemente han ocupado la punta de ataque de la sub-17. Sin entrar en comparaciones ni estilos de juego, Julen Guerrero sabe lo que el delantero del Atlético Madrileño le puede aportar en área rival. Ahora, tras ser convocado por le sub-17, es Omar Janneh quien debe determinar si el bajo techo que le ha supuesto la División de Honor también se lo va a resultar la selección.