Nueva jornada en el DH4 y os traemos, como cada semana, el resumen de la más destacable de los partidos disputados durante el fin de semana. El Sevilla deja de ser líder en solitario debido a su empate frente al Marbella y con 10 puntos comparte liderato con Real Betis y Málaga.

Sevilla pincha y deja de ser líder y goleada histórica

El empate entre Marbella y Sevilla nos deja una situación parecida a la de hace un par de semanas con varios equipos empatados en el liderato. El Real Betis ganó en su visita al campo del San Félix por cero goles a dos, una gran media hora inicial de juego dio toda la ventaja al conjunto verdiblanco. El otro equipo que se encuentra empatado con diez puntos es el Málaga que venció por un ajustado 0-1 en su visita a Córdoba para enfrentarse con el Séneca.

Por detrás de estos equipos punteros encontramos al Almería que venció por 11-1 al Rusadir. El conjunto almeriense se adelantó pronto con un gol en el minuto 2, la defensa visitante cometió tres penaltis, Gabriel consiguió un póker, consiguiendo únicamente un tanto desde el punto de penalti. El Rusadir por su parte sigue en zona media, pero sufre un golpe anímico muy duro. Con los mismos puntos que Almería, 7, tenemos al Calavera que dejó un partido vistoso frente al Algeciras con un 3-5 final, buen resultado para el Calavera que comenzó con dudas la temporada pero ya se encuentra en los puestos nobles de la tabla.

La zona de abajo sigue muy peleada

La derrota del Algeciras, daba más motivos a los equipos de abajo para sumar puntos y seguir alejándose del conjunto gaditano. El 26 de Febrero que hasta este momento no había sumado ningún punto, sacó adelante un partido que comenzó perdiendo por 2-0 frente al Cádiz para igualar el encuentro y sumar su primer punto de la temporada.

En un partido vital entre rivales directos, se repartieron los puntos dos equipos necesitados de ellos, Polillas Ceuta y San Roque Balompié, se quedan 15º y 16º respectivamente, se despegan del Algeciras y no se alejan de los puestos de permanencia, pero no sumar los tres puntos y hundir a un rival directo a costa de subir hasta la mitad de la tabla, puede pasar factura a final de temporada.

La jornada ha sido la única celebrada en la División de Honor y algunos equipos contaron con las bajas de los jugadores internacionales, a pesar de ello, el nivel medio ha sido espectacular y las cosas siguen sin despegarse tanto en la zona de arriba como en la zona baja.