El duelo de colistas que enfrentaba a AD Alcorcón y CI Amistad (penúltimo y último de la categoría respectivamente) se ha decidido con una carambola en la recta final del partido. Un partido con pocas ocasiones, que deja muy tocado al Alcorcón y mete en la pelea por la salvación a la CIA.

Inerte dominio local

Los primeros compases del partido son muy disputados. Los dos equipos se juegan mucho, y ambos salen muy intensos. En torno al minuto 10, los locales comienzan a dominar la pelota y a combinar el balón con velocidad, acercándose al área visitante. El Amistad, bastante hundido, intenta salir con balones en largo, buscando principalmente a Bruno, su referencia arriba.

En el minuto 18, precisamente una jugada de combinación entre Bruno y Juan iba a acabar con un disparo que se marchaba desviado y que iba a significar la primera y única acción de peligro visitante en la primera mitad. A partir de ahí, todo el dominio iba a ser amarillo hasta el descanso. Encerrando a la CIA en su propia área, casi todo el peligro del Alcorcón iba a llegar por la banda derecha, pero las incursiones de Casado no iban a encontrar nunca rematador.

En el minuto 34 iba a llegar la mejor para el Alcorcón. Un disparo desde fuera del área que Víctor, el portero de los palentinos, desviaba a córner con una buena parada. Sufría la CIA para mantener la posesión de la pelota, que le duraba apenas unos segundos, ante un Alcorcón que robaba en posiciones muy adelantadas, pero que no conseguía tener ocasiones clarividentes dentro del área.

Se invierten los papeles

La CIA salió de vestuarios con un triple cambio y la intención de tener más pelota que en la primera mitad y hasta cierto punto lo consiguió, o por lo menos, hizo que los locales la tuvieran algo menos. Pese a ello, tampoco había ocasiones y el marcador reflejaba un empate a cero que no valía a ninguno de los dos equipos para intentar salir de esa zona de descenso.

Por ello, el partido se empezó a romper y los delanteros de ambos conjuntos pudieron correr. Esto benefició más a los palentinos, que sin tanto juego posicional y más transiciones, se sentían mucho más cómodos y comenzaron a rondar el área. Bruno fue de nuevo el más peligroso, esta vez más escorado en banda y filtrando algún balón a sus compañeros.

Cuando el partido moría y parecía que el marcador no se iba a mover, llegó la mala suerte para los amarillos. Tras un disparo defectuoso de Dylan, que iba fuera, Casado intenta despejar, pero introduce el balón en su propia portería. Un gol desgraciado para el Alcorcón que los hunde a la última posición de la tabla. Por su parte, la CIA suma tres puntos claves para mantenerse en la lucha por la permanencia.

La próxima jornada plantea duelos complicados para ambos equipos. El Alcorcón viajará hasta Valladolid, mientras que la CI Amistad recibe en casa al líder, el Atlético de Madrid.