La Agrupación Deportiva Alcorcón encontró el curso pasado a su referencia goleadora en Cédric. El futbolista camerunés encontró en tierras alcorconeras su hábitat perfecto para romper las redes rivales. Una temporada que le ha valido para formar parte del equipo de Tercera División del club alfarero.

Cédric, de apellido goleador

Iván Cédric Bikoue Embolo, más conocido en el mundo del fútbol como Cédric, es un delantero que en la temporada 2018/19 era jugador de Los Yébenes. Su nivel hizo que llegase a la División de Honor con la camiseta del Alcorcón. El número nueve arrancó pronto a marcar, ya que en la jornada tres contra el Leganés inició su cuenta goleadora. Abrió la lata en el derbi frente a los pepineros en el minuto 71 de partido. El primero de muchos.

El 14 de diciembre, en la jornada 15, ya sumaba nueve goles. En un empate contra el Extremadura a dos tantos, se situaba en la lucha contra el pichichi con Slavy, el punta del Real Valladolid. Los problemas físicos y un bajón del equipo provocaron que solo llegase a los once goles. Finalizó como quinto goleador del grupo cinco del División de Honor. Un logro para el delantero amarillo.

Su temporada fue tan destacada que en Juvenil DH hablábamos de él como la revelación de la primera vuelta del grupo cinco. Una novedad en la liga que llamó la atención de propios y extraños. Entre lo que comentamos, alguno se aventuraba a apuntar que “ha sido la temporada de su confirmación como gran futbolista”.

Un futbolista completo

La capacidad goleadora de Cédric se focaliza en el área rival, donde se multiplica su peligro. El instinto del delantero se ha visto a lo largo del curso anterior. Uno de los puntos más destacados es una potencia, la que hace que sea determinante. Un futbolista que condiciona al rival, ya que fija a los centrales como pocos en la categoría. Además, una de sus grandes virtudes es el tiro, ya que ha marcado goles de todos los colores. La evolución de este jugador va a ser más que interesante. Un prototipo de delantero que gusta mucho en el fútbol profesional. Con sus 1,85 de altura, también ha trabajado bien el aspecto aéreo, ganando la mayoría de los duelos por alto con la camiseta amarilla.

No obstante, quizás un punto de mejora es entrar en el juego fuera del área, saliendo más de su zona de confort. Asimismo, en línea de tres cuartos debe trabajar el disparo desde lejos, para ampliar su arsenal como referencia. Todo lo que pueda potenciar serán noticias positivas para el camerunés y para el equipo alfarero.

Lo que nos queda claro, es que Cédric fue el jugador estrella del Alcorcón de Toni Paredes. Los puntos del equipo del sur de Madrid pasaban por las botas del delantero, que completó una sobresaliente temporada. Once goles como muestra de lo que ofreció en su último año como juvenil. Iván Cédric, tras su primer año en el Alcorcón, ha renovado hasta el 2024. Queda pantera para rato en Santo Domingo. Alerta de gol, ahora en Tercera División.