Aravaca CF y Rayo Vallecano se enfrentaban en el Antonio Sanfiz en una jornada con mucha necesidad para ambos equipos. Una necesidad que solo se podía saciar con una victoria, aunque más para el Rayo Vallecano que para el Aravaca. Y es que el equipo dirigido por Iván Amaya, ha conseguido nada más que dos puntos de 15 posibles. El Aravaca en cambio ya ha alcanzado cinco puntos, empatando dos partidos, dos perdidos y uno ganado. Por lo que es un punto que deja a Aravaca y Rayo Vallecano igual… o peor.

Aravaca CF 1 – 1 Rayo Vallecano

En la primera parte, el partido estaba partido en dos. Se producían ocasiones de un equipo y del otro. Los porteros del equipo local, Álvaro Bazaco, y del equipo visitante, Santi, hicieron a lo largo de la primera mitad paradas de mucho mérito. Fue en el minuto 24, cuando Moha el 8 del Aravaca adelantó a los arlequinados en el marcador. Un golazo, tras un una buena jugada por la derecha un mejor centro que esperaba Moha en el segundo palo para rematar con la cabeza de manera espectacular.

Después del gol, el Rayo Vallecano tuvo alguna oportunidad para empatar el partido, pero no lo conseguía. Hasta que, antes del descanso, en el minuto 44, Yassin derribaba en el área a un jugador del equipo rival. Penalti claro que señalaba el árbitro y que convertiría el capitán del equipo de Vallecas, Asier. De esta manera, el partido se iba con empate a uno en el marcador.

La segunda mitad comenzaba de la misma manera con el partido roto. Ambos equipos llegaban a tres cuartos de campo con facilidad, pero no llegaban con claridad. Sin embargo, el Rayo Vallecano estuvo mejor en un partido en el que supo mover el balón con más velocidad. Aun así, por parte del Aravaca, Iñigo Olalquiaga rompía líneas de vez en cuando con mucha calidad. El 10 del equipo dirigido por Óscar Martos, hizo alguna que otra acción de muy bella factura.

Así, con uno a uno en el marcador terminaba el partido. Un partido muy igualado, con un juego muy vertical y de buen toque de balón en ocasiones por parte del Rayo Vallecano. Y un juego con muchos balones largos, era el que proponía el conjunto local.

Al final del partido Iván Amaya, comentaba que no dan “por bueno este empate”, pero que al ser en un estadio tan complicado como el Antonio Sanfiz, puede que “en un par de jornadas” lo vean mejor. Y es que según dice “ahora empieza” su “liga”, contra equipos como Los Yébenes, Adarve, Extremadura… Además, ha dejado unas bonitas declaraciones al afirmar que “en estos campos es en los que te haces futbolista”. Y es que, en campos como Valdebebas, Cerro del Espino o en el el del Rayo Vallecano, es más fácil todo.

Óscar Martos por su parte, aseguraba que “el empate es justo”. Al ser cuestionado por la necesidad de ganar en este partido, declaraba que “lo importante es ir puntuando”, ya que quieren “llegar al objetivo, que son los 18 puntos”. Respecto al apoyo de los Fanatiks, deja claro que los “echan de menos”, pero que “bastante bien está yendo ahora mismo el Covid”. Para terminar, recalca que se queda “contento” al haber “dado buena cara en el partido”. Aunque es un punto más en la clasificación, es un punto que deja a Aravaca y Rayo Vallecano igual… o peor.