El Estadio Municipal de la Oliva de Majadahonda nos deparaba en una apacible mañana de sábado con la quinta jornada de la Copa Federación. Rayo Majadahonda y Leganés disputaban un importante encuentro en el que ambos equipos dejaron patente su buen juego y categoría, esa que tantos buenos resultados les ha dado en el tramo final de temporada.

El Rayo Majadahonda mostraba su gusto por la pelota, tocando mucho cuando tiene el balón y arriesgando con pases largos al hueco para romper líneas. El Leganés espera a la imprecisión de los locales, aprovechando las líneas adelantadas.

Pero no había ocasiones con 11 minutos de. partido. El Rayo Majadahonda llevaba la batuta del juego pero no inquieta a al rival. La primera llegaba con un disparo lejano de Del Val que obligaba a Alfonso a despejar con una notable estirada.

Pero era el Lega quien hacía gala de su efectividad. Aymane hacía el primer gol, aprovechando un fallo en un saque de la defensa del Rayo Majadahonda. Recuperó, recortó bien en el área y definió al palo contrario cuando le quedaba poco ángulo de disparo.

Si el gusto por el balón del Rayo Majadahonda era evidente, la falta de pegada contrastaba a la hora de entrar en zona de 3/4. El Lega mantenía las líneas bien marcadas y ordenadas, con la paciencia por delante, como bien abogaba su entrenador Roberto Rodríguez en zona técnica.

Pero no se podía achacar nada más a un ‘Rayito’ que no cesaba en la presión y en llegar al área, a pesar de la falta de ocasiones claras. Casi con un guión de partido marcado por ambos equipos, el Lega aplicaba el dicho de los buenos boxeadores, donde es tan importante golpear como saber encajar los golpes que recibes. Pero los del Rayo Majadahonda eran tan tímidos que no inquietaban a los visitantes. Tampoco eran mucho mejores los del equipo pepinero, pero cuando tuvo ocasión no desaprovechó. Ley del fútbol. El partido se iba al descanso a golpe de crochet certero a favor de los del sur de Madrid.

Daba el árbitro el paso a la segunda parte y el Lega salía con las cosas aún más claras. Primera llegada en el primer minuto y Dani aprovechaba un gol de pillo tras un pase de Rasta, con polémica por posible posición antirreglamentaria, para ampliar la brecha para los pepineros. 0-2 y el Lega daba un paso de gigante en el partido.

Pero el Rayo Majadahonda no se arrugaba y su empeñó era recompensado con un penalti a Marcos que el propio jugador transformaba de manera muy ajustada, llegando a tocar primero en el palo derecho.

Jorge Caballero

Ambos equipos se sacudían el letargo y se perdían el respeto (futbolísticamente hablando) mostrado en la primera mitad. Llegaba el juego alegre, vertical y dinámico que tanto ha permitido que ambos equipos permanezcan en la categoría más importante del fútbol juvenil madrileño.

Pero cuando el Rayo Majadahonda más apretaba en busca del empate, los revulsivos del Lega ateataban el peor golpe posible para los locales. Una buena jugada de Clave por banda izquierda habilitaba a Manu, tras rechace de la zaga blanquiazul, dentro del área para transformar el tercer gol y encarrilar la victoria del Lega. Ambos se mostrarían incisivos en los minutos finales del encuentro, aprovechando la situación de los majariegos.

No habría más goles, por lo que el Lega cumplía con el expediente y se llevaba otra victoria a domicilio por 1-3 contra un Rayo Majadahonda que fue de menos a más, dejando buenas sensaciones en la segunda parte.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here