El domingo el CI Amistad realizará su último desplazamiento de la temporada, y, si no pone remedio, el último también en la categoría división de honor, al menos por el momento. Los palentinos llevan los deberes hechos de casa y son conscientes de que para que les salgan las “cuentas de la felicidad”, solo hay un camino, la victoria frente al rival, el Getafe CF, lo que directamente les daría la permanecía.

La única contra, es que el Getafe CF, juega en casa, y con el empate le basta, pues también se juega la permanece en este partido.

Los antecedentes no son halagüeños, y es que los de Manu Gañan, vienen de empatar en Leganés en la jornada 29, y tras tres derrotas consecutivas, habiendo realizado una temporada muy irregular. El empate frente al CD Leganés, lo protagonizaba su dorsal 10, Edu, “uno de los goles de la temporada para su conjunto “, supuso tan solo un punto, lo que les pone con 32 en la clasificación y de no lograr la victoria dependerían de los resultados de otros conjuntos.

El viaje a Madrid, unido a la factura que le pasa al equipo ser visitante, (solo dos victorias de nueve), se nota, pero las sensaciones de los palentinos pasan por que no dependen de nadie, tan solo de sí mismos, y con todo en contra se juegan mucho en una jornada que se prevé intensa y competitiva.

Apostar por una la competición y la exigencia en una jornada en la que se pude sorprender, es la mejor baza para los de Gañan, para conseguir el tan deseado objetivo que es la permanecía.