La cuarentena a la que nos obliga estar sometidos el COVID-19 no impide que sigamos conociendo clubes y entrenadores de la DH3. Esta vez viajamos a Barcelona, al municipio de Cornellà. Desde allí, nos ha atendido el primer entrenador de la U.E. Cornellà, Jorge Freixes. Un puesto que posee desde hace pocas jornadas tras la marcha del anterior míster. Junto a Jorge veremos cómo marcha el juvenil A en la temporada y qué tiene de especial este club de Cornellà.

¿Cómo acoge la llamada para el puesto de primer entrenador del juvenil A en mitad de temporada?

Cuando Miguel Ángel (anterior entrenador) decide dejar el equipo y el director deportivo me llama para coger de nuevo el juvenil A me sentí muy ilusionado y con muchas ganas. Dispuesto a esta nueva aventura y a intentar mejorar con esta nueva experiencia y gran oportunidad.

¿Cambia la visión del fútbol de ser el segundo entrenador a ser el primero?

En realidad, yo siempre he sido primero en todos los años que he entrenado. Únicamente, al salir de mi antiguo club me llamó Miguel Ángel para estar con él de segundo entrenador y consideré que es un muy buen entrenador y que, por tanto, iba a aprender muchísimo. Entonces, acepté el cargo de ser su segundo.

Ahora al cambiar de nuevo a ser primer entrenador es un notable cambio, sobre todo, en cuanto a decisiones que tienes que tomar, planificación de entrenamientos, cómo quieres guiar al equipo, etc. Es un cambio brutal de tener un papel secundario, donde estás más por detalles que no por todo en general.

En cuanto a idea de juego, sistemas o estrategias, ¿se sigue lo que había establecido con Miguel Ángel o hay nuevos cambios?

La base es exactamente la misma en cuanto a conceptos, pero si que hay pequeños apuntes, pinceladas, en cuanto a ataque. A nivel defensivo se sigue haciendo todo lo mismo. Previamente a la salida de Miguel Ángel ya estábamos haciendo una evolución en el juego ofensivo, así que los detalles son básicamente en ataque a la hora de tener el balón.

Acerca de la categoría, ¿cómo describirías la División de Honor? ¿Qué tiene de especial que siempre recibe buenos comentarios?

Tanto el año pasado, que fue nuestra primera temporada en División de Honor, como este son muy positivos porque yo creo que es la mejor categoría del fútbol base. Con el simple hecho de que vas a competir fuera de Cataluña, en este caso Aragón o Islas Baleares, le da un profesionalismo al equipo y a los jugadores. Entonces, todos los jugadores ya están pendientes de que tienen que viajar fuera y que los puntos va a costar sacarlos.

Todos los rivales tienen medios para analizarte, todos los equipos preparan los partidos al detalle y, el claro ejemplo, donde me encargué yo la temporada pasada y esta es el balón parado. Te das cuenta de que todo el mundo lo tiene planificado y sale en cada momento. Por eso es tan bonita la División de Honor. Además, que partes con cinco canteras como son Barcelona, Espanyol, Zaragoza, Mallorca y Girona. Entonces, le da ese punto de profesionalismo del que hablaba.

En cuanto a esta temporada, ¿se está cumpliendo el objetivo que se marcó el club al principio del curso?

Por la experiencia de la temporada pasada, las primeras seis jornadas no conseguimos ninguna victoria y estábamos en puestos de descenso. A partir de la séptima ganamos al Barça y estuvimos 18 jornadas sin perder, una muy buena línea. Entonces, el objetivo de esta temporada era continuar con lo mismo. Intentar ser un equipo al que le costara mucho perder, intentar seguir la misma línea de conseguir puntos y victorias. El objetivo, por tanto, era seguir una línea continuista de la temporada pasada.

Si finalmente se juega lo que resta de temporada, ¿cómo encara el tramo final el equipo con la permanencia asegurada, en teoría, y con una posición tranquila en la tabla?

Ahora mismo como está la situación parece complicado. Faltan cinco jornadas y el objetivo es conseguir el máximo número de puntos posibles como hemos hecho hasta ahora para ver donde podemos estar finalmente.

Desde que está al mando como primer entrenador se han cosechado tres victorias y sin encajar ningún gol. ¿Dejar la portería a cero es una característica de Jorge Freixes?

Es una característica de las dos temporadas del cuerpo técnico. El tema de defender, creemos mucho en la concentración defensiva porque esta categoría, la División de Honor, es muy profesional, cuesta mucho hacer las cosas bien porque el rival prepara muy bien el partido. Lo principal como características es no cometer errores, no fallar e intentar hacerlo bien. Esto no significa no tener un modelo de juego y una idea.

En referencia al club, ¿qué tiene la. U.E. Cornellà de especial? ¿Qué le hace diferente del resto de clubes?

He estado en diferentes clubes y, ¿qué le hace diferente del resto ahora que estoy dentro? Primero el profesionalismo que tiene, sobre todo, con los juveniles. Están muy pendientes de ellos para que mejoren y que lleguen. La consigna es estar muy encima de ellos e intentar que lleguen a ser profesionales.

Entonces, ¿tienen futuro los juveniles en el primer equipo?

En mi opinión si. Estas dos temporadas que llevo, constantemente, durante la semana van jugadores a entrenar con el primer equipo. Esto favorece a que vean como funciona el vestuario de un primer equipo, entrenamientos, qué sucede, mentalidades y, sobre todo, coger experiencia. Por ejemplo, el año pasado subieron dos jugadores al primer equipo al acabar la temporada. Uno de ellos al acabar estas pasadas fechas navideñas ha fichado por el filial del Atlético de Madrid. Entonces, es evidente que el club confía y está con ellos.

Además, cuatro jugadores de la generación del 2000 que fueron cedidos a clubes de la zona para que siguiesen su formación. En años anteriores, por ejemplo, el portero Ramón, que es de 1999, ha estado siempre en el Cornellà en el fútbol base. De la generación del 98 Ignasi también lleva aquí desde pequeño. Entonces, siempre hay jugadores del juvenil A que forman parte del primer equipo. Esta es una de las identidades del club. Quieren que los jugadores lleguen e intentar darles todas las herramientas porque es un club que se lo toma muy en serio con los jóvenes.

En cuanto a Jorge Freixes, ¿le gustaría seguir a cargo del División de Honor del Cornellà?

Al final quien decide y valora tu trayectoria es el director deportivo. Por mi, yo estaría encantado de coger el juvenil A toda la temporada entera y no solamente ocho jornadas como esta temporada. Pero quien decide es el director deportivo o el club y si lo creen correcto, yo estaría encantado.

En un futuro, ¿el fútbol formativo o el profesional?

Llevo once años entrenando en el fútbol formativo desde benjamines hasta juveniles pasando por todas las categorías. Entonces, yo creo que si seguimos la progresión lo ideal sería acabar en el fútbol profesional que, al final, es uno de mis objetivos. A mi me gusta mucho formar, estar en el fútbol base, pero también me gustaría mucho llevar a cabo esa secuencia lógica como hacen los juveniles. Cuando acaban esta etapa dan el paso. Así que, cuando se decida o alguien de la oportunidad estaría encantado de poder dar el salto.