El estadio de la Ciudad Deportiva de C.D. Leganés albergó un encuentro entre dos conjuntos con sabor al duelo rememorado por los mayores en la pasada eliminatoria de la Copa del Rey. Por un lado, el conjunto pepinero quería demostrar solidez en su estadio tras los dos últimos empates en casa y conseguir una importante victoria que le permitiese asaltar el quinto puesto de la clasificación. En el otro, un Real Madrid con ganas de seguir prolongando su racha de victorias en la competición. La calidad de los jugadores merengues se impuso frente a un Leganés que en todo momento no dejó de luchar por el partido, poniendo en apuros al equipo de Dani Poyatos en los minutos finales del encuentro.

El conjunto blanco no evitó tener el balón y fue fiel a su estilo de juego. Sin embargo, la falta de acercamiento a la portería rival se veía contrastada con el firme planteamiento en el campo mostrado por los locales, evitando cualquier ocasión del conjunto blanco. El balón parado fue el mejor arma del equipo dirigido por Roberto Rodríguez. En el ecuador del primer tiempo, Rasta cabeceaba un balón al que su buena colocación no iría acompañado de la fuerza suficiente para inquietar a Altube, recientemente convocado por el primer equipo del Real Madrid para la pasada eliminatoria de Copa del Rey.

Poco a poco irían llegando las ocasiones para los blancos. Una buena jugada del delantero madridista Rodrigo dentro del área, con recortes y bicicleta incluidos, no se vería recompensada con el gol ante la falta de ángulo para ejecutar el disparo, que se marcharía desviado por el área pequeña.

Su insistencia en el trabajo de cara a gol daría sus frutos, abriendo la lata del partido con un gol en el minuto 42. Una jugada por banda, despejada por el portero pepinero Alfonso, acabaría rebotando en los pies del delantero carioca, consiguiendo adelantar a los blancos en el marcador.

El conjunto blanco no dejaría de presionar en los minutos finales del primer tiempo, buscando el segundo gol. Por otra parte, el «Lega» fiel a su sistema, trataba de aprovechar los espacios otorgados por la defensa blanca, con un veloz rearme y con Simón actuando como referencia arriba para el equipo local.

La segunda parte continuaría con la misma tónica de la primera. El Real Madrid seguiría acercándose al área rival y ejerciendo una presión alta en campo del Leganés . Con el fuerte inicio de los visitantes acabaría llegando el segundo gol, también obra de Rodrigo.

Un buen desmarque de Marvin por banda derecha inició una jugada donde el extremo dio un pase que acabó culminando el delantero madridista, poniendo el segundo en su cuenta particular.

El Real Madrid no dejaría de intentarlo, con Marvin y Rodrigo de nuevo como protagonistas. Una jugada de Marvin similar al segundo gol no sería culminada por el brasileño, que mandaría el balón fuera tras fallar una definición cerca del punto de penalti. A pesar de los buenos minutos del conjunto blanco, el Leganés se mantenía firme en el partido. La defensa encontraba gran apoyo en las ayudas de los centrocampistas, que no dudaban en despejar el balón con el fin de aprovechar el peligro que creaban Simón y Bryan. Mención especial para Félix, que realizaría una gran chilena para despejar un balón envenenado en su propia área.

Pasaban los minutos y Roberto Rodríguez se veía obligado a efectuar cambios en su once para poder buscar el primer gol. Simón abandonaría el terreno de juego y Clave entraba para dotar de mayor frescura al equipo. El Leganés empezaba a hacerse fuerte dentro del terreno de juego y a llevar la iniciativa del partido. Otro cabezazo de Félix se marchaba por encima de la portería del arquero madridista en el minuto 72.

Los cambios posteriores agitaron a un Leganés que, con un juego de toque más rápido y gran trabajo por banda izquierda, empezó a acercarse y a crear más peligro hacia la portería defendida por Altube. Una gran jugada con intercambio de balón dentro del área culminado con un disparo desviado por el palo izquierdo del portero, y otra que se marcharía por el área pequeña (min.86) sin encontrar rematador ponían en apuros al segundo clasificado de la competición. Iker y Yerpes se convertían en referencias ofensivas del conjunto local.

Sin embargo, el Real Madrid sentenciaría el partido con un gol de Mizzian, aprovechando los espacios dejados por un «Lega» volcado arriba en campo rival. El jugador aprovecharía un rebote en un pase al hueco después de tirar un desmarque, quedándose solo frente al meta del Leganés Alfonso, que poco pudo hacer ante la definición.

Con esta victoria, el Real Madrid se mantiene en la lucha por el campeonato tras la victoria del líder, el Atlético de Madrid, frente al Real Valladolid, situándose a tres puntos del liderato. Por su parte, la derrota del Extremadura frente al Unión Adarve y la victoria del Getafe contra el Diocesano mantiene al Leganés en el sexto puesto de la tabla, aunque con una diferencia de dos puntos entre el quinto y el séptimo clasificado.

 

 Jorge Caballero