El jugador del CF Fuenlabrada, David Amigo, atiende a JuvenilDH para compartir con nosotros una pequeña charla tras el ascenso de su equipo a la División de Honor, competición a la que vuelve el club tras varios años. El delantero del conjunto fuenlabreño, máximo goleador del equipo, nos habla del objetivo logrado, las claves del equipo y el grupo que han formado al que cataloga de «familia», y de su evolución como jugador siendo parte del primer equipo en Segunda División en esta parte de la temporada.

PREGUNTA: Primero de todo David, enhorabuena por el ascenso a División de Honor. Tras varios años sin disfrutar de esta categoría, el año que viene volvéis, ¿cómo sientes tal hito?

RESPUESTA: Muchas gracias. Subir a División de Honor ha sido un orgullo para todo el club. Desde que empezó la temporada fue el objetivo que nos pusimos y con el trabajo y el sacrificio de todos, tanto de entrenadores como de jugadores, lo hemos conseguido. 

P: La alegría es doble porque son dos ascensos seguidos, tras el logrado la temporada pasada desde primera autonómica. ¿Cuáles crees que han sido las claves para que este grupo haya logrado tal hazaña?

R: El ascenso del año pasado fue de Autonómica a Nacional y fue todo un poco raro porque nos pilló el coronavirus de por medio, pero este año ha sido algo muy bonito por poder vivirlo en el campo y celebrarlo entre todos. Las claves para haberlo conseguido yo creo que han sido sobre todo que hemos sido un equipo. Al final todos íbamos a una, quien jugaba más o quien jugaba menos pero todos nos sentíamos importantes y al final es eso lo primordial, que todos sumen. Desde el cuerpo técnico hasta el último de los jugadores.

P: La temporada ha sido soberbia, empezasteis con buen pie e imagino que eso ayudó a que el objetivo del ascenso fuera más fácil. Además, lo habéis logrado en la primera fase y con algunas jornadas previas, ¿cómo se ha vivido y gestionado todo eso a nivel de vestuario?

R: Es verdad que empezamos la liga bastante fuerte consiguiendo puntos importantes al vencer a las canteras. Después tuvimos un pequeño bajón donde el ánimo del equipo decayó un poco y eso nos hizo creer que ya no llegábamos al objetivo pero tras tres partidos malos volvimos a ponernos todos de pie y afrontamos con carácter lo que quedaba y gracias a ello empezaron a llegar las victorias y el buen juego. Al final con trabajo todo llega y eso fue un gran punto de inflexión para el resto de temporada. 

P: En una temporada tan atípica como esta, viviendo en plena pandemia, ¿cómo gestiona el grupo todo esto, el tema de las restricciones, el aforo reducido e incluso la ausencia de público en algunos partidos, etc. En definitiva, el «nuevo fútbol»?

R: No nos podemos quejar tampoco ya que estamos jugando al fútbol, que es lo que nos gusta y más poder hacerlo de manera casi tan natural en estos tiempos. Aún así se nota que no está tu familia en la grada para apoyarte, o tus amigos. Pero bueno, al final ellos han tenido que tirar de ingenio para vernos y nosotros todas las victorias se las hemos dedicado a ellos. Cada partido ganado y este ascenso va para toda la gente del club y aficionados que venía a vernos y nos apoyaba pasando frío, calor o lloviese. 

P: ¿Cuáles dirías David que han sido las mayores virtudes de este equipo, tanto a nivel deportivo como a nivel humano?

R: La mayor virtud del equipo a nivel deportivo yo creo que es que sabemos a lo que jugamos. Nuestro estilo de juego no nos lo quita nadie y ha sido una tarea muy dura conseguirlo. Tenemos jugadores para hacerlo siempre igual de bien y así se ha visto en los resultados. Todos hemos sumado, daba igual quién fuera de la partida ese día o la formación que nos ponía el míster porque estaba muy bien trabajado y entre todos hacíamos nada más que sumar ahí. 

Otra virtud del equipo es que hemos sido como una familia. Ha sido un año complicado porque al final el virus nos ha salpicado como a todo el mundo, pues hemos tenido familiares enfermos y entre todos nos hemos apoyado en esos momentos. Saber que podíamos practicar nuestro deporte favorito y hacerlo juntos, sin recriminarle nada a nadie y luchar todos por un fin común para al final darnos una alegría a nosotros mismo ha sido muy gratificante en todos los sentidos. 

P: A nivel personal, David, estás siendo el máximo goleador del equipo este año. Para alguien que vive del gol como tú, ¿qué sientes al saber que tus goles han servido para conseguir este ascenso? 

R: Yo le quiero dar las gracias a mi equipo porque sin ellos no hubiese sido posible nada de esto. Sin ellos no hubiese marcado tantos goles y al final yo estoy orgulloso de todo el trabajo que he hecho para el equipo. Es lo que me pedían y lo he intentado hacer al máximo.

David es el máximo goleador de su equipo con 8 tantos

 

P: Para ti la temporada está siendo muy buena, máximo goleador del Juvenil A, ascenso conseguido a División de Honor y además estás en dinámica con el primer equipo, entrenando con ellos e incluso entrando en las últimas convocatorias. ¿Crees que pronto podría llegar tu debut en Segunda división?

R: La verdad que estoy viviendo en una nube ahora mismo. Poder entrenar e ir convocado con el primer equipo está siendo increíble. Al final debutar es algo secundario ya que ahora mismo estoy súper contento porque estoy mejorando y aprendiendo un montón con ellos. Quiero dar las gracias a todos los que forman parte del Juvenil A porque sin ellos no hubiese tenido la opción de subir con el primer equipo.

P: ¿Qué esperáis de lo que resta de temporada y de tu futuro a corto plazo en el club y de este grupo?

R: El año que viene espero poder seguir en Fuenlabrada. Llevo ya cuatro años en el club, donde me han apoyado en todo y me han dado opciones para seguir creciendo como futbolista como la oportunidad de subir con el primer equipo, y es algo de lo que yo estoy súper orgulloso y agradecido. 

De los partidos que nos quedan de playoffs pues vamos a ir con la tarea de afrontar igual de que si fuesen de liga, no vamos a ir sobrados por haber hecho ya los deberes y haber subido. Vamos a intentar ganar a las canteras que es lo que al final a los jugadores nos motiva, son partidos muy bonitos y a todos nos gusta poder competir y enfrentarnos a gente muy buena, por lo que ganar motiva el doble. 

P: Para terminar, no quería dejar de preguntarte por Mario Otero, vuestro entrenador este año. Habéis sido un gran grupo y es quien ha liderado este ascenso, ¿qué opinión sacas, David?

R: Creo que mis compañeros estarán de acuerdo conmigo en que Mario ha sido clave para nosotros. por la forma de jugar y que nos ha ayudado para lograr el ascenso. A nivel personal comentar que es un entrenador fantástico y fue él quien logró que yo siguiera esta temporada en Fuenlabrada. Podría decir que gracias a él soy mejor futbolista y mejor persona.